Tal vez te preguntaste ¿qué le pasa a este menso? (igual con palabras más fuertes, pero algo así). La respuesta está en el título de este post.

Se me rompió mi corazón (sí, de nuevo) al saber que yo ya no estoy dentro de tus planes de vida: continuamente hablabamos de hacer proyectos, pero siempre estás haciendo otros proyectos y ahora te mudas con tu pareja. De hecho empecé a reclamarte y fue cuando decidí no molestarte, porque no es justo detener el avance de una gran persona a la que quiero montones por mi egoísmo de no quedarme solo. Hasta el momento cuando se me rompe el corazón pongo esta barrera para sobrellevarlo mejor, ya lo has visto.

¿Volveremos a ser amigos? Humm, personalmente lo dudo. No es que yo no quiera ser tu amigo, sino que conozco la magnitud de lo que hice y tus reglas al respecto y esos terminos son el motivo de mi duda; pero de que te quiero bastante, eso es innegable.

Espero le subas dos rayitas de felicidad a tu vida y en esta nueva etapa sólo sea un escalón más en lo que quieres lograr con tu vida. Y sí, te extraño montones.

Gracias por estos años Viri.

Anuncios